lunes, 22 de febrero de 2016

A un vaso de agua de descanso...

"Puede uno amar sin ser feliz;
 puede uno ser feliz sin amar; 
pero amar y ser feliz es algo prodigioso"
Honoré de Balzac, 
escritor francés.


!!!!!Uuuuufffff!!!! 


¿Cómo describir este lunes? 

Empleada Exhausta
  • Agotador;
  • Productivo;
  • Sofocante;
  • Tranquilo;
  • Acelerado;
  • Prometedor;
  • Monótono

!!!!!!!!!!!!!MÍ LUNES HA SIDO TOTAL!!!!!!!!!!!!!!!!!

Y cuando digo TOTAL me refiero a que éste día ha tenido de todo; desde un inicio tranquilo y prometedor, hasta un final agotado pero productivo; este lunes ha sido una MONTAÑA RUSA.


Dentro de 6 minutos acabo mí jornada laboral, para volver a mí casa a hacerme cargo de mí jornada hogareña (claro, las mujeres no terminamos de trabajar por el hecho de volver a casa). 


Me he pasado todo el día en modo trabaja sin cansancio, ese actitud que tomo en la cual me centro totalmente en el trabajo a realizar y en el que tiendo a olvidarme casi de todo (no me olvido de mí jefa porque tengo que ir entregándole el trabajo conforme lo voy terminando). Es una modalidad que tiene sus pro y sus contras... más contras que beneficios, !!obvio que no para tú jefe!!


Entre los pro que le encuentro a mi modo trabaja sin cansancio,  es que cumplo con todo el trabajo pendiente y recibido en un tiempo récord y casi siempre sin errores pues bloqueo todas las distracciones (algo que he traído de mí habito de leer a mí trabajo); de esta manera termino aquellos trabajos que no se habían podido terminar porque mí jefa no estaba en la oficina, y le damos un plumazo al que vamos recibiendo. Casi nunca hay mucho trabajo en la oficina debido a que acostumbro a estar en modo trabaja sin cansancio, durante mí jornada laboral. 


Existen días en que el cerebro no me da para tanto, pero...


Entre los contras de mi modo trabaja sin cansancio, se encuentra que al final del día estoy cansada... tan cansada que mí día no termina hasta el día siguiente porque hasta durmiendo repito todo lo que hice durante el día. 


Otro asunto negativo de estos días en que uso este tipo de estado de ánimo, o de trabajo, es que me olvido hasta de comer... sí, de comer y que conste que para mí la comida es mí religión, uno de mis hobbys favoritos. Y que no se diga de tomar agua... algo tan vital como mantenerme hidratada se me va por las cañas y les aseguro que esto es lo peor. 


Justo lo que me ha pasado hoy... trabajo... trabajo... y más trabajo y no he comido, y mucho menos tomado agua. 
Mujer Multi-Nivel

Mí cansancio es un punto más que cansancio pues estoy deshidratada, y vine a darme cuenta cuando he decidido tomarme un descanso, respirar y... continuar... sí, continuar ese era mí objetivo hasta que vi la hora en mí ordenador... así que me dije "amor terminaste por hoy" y por inexplicable que fuera me entró una sed tremenda.


No me había percatado de la hora... mucho menos de la sed...y eso que tengo mucha...


Sé que no está bien esto que hago... al cabo del tiempo esto me va ha pasar factura lo sé, pero ya le ando buscando la manera de palear este defecto de perfeccionismo y puntualidad que me he creado yo misma. Tiendo a ser auto-critica conmigo y con todo aquello que emana de mí, desde mis escritos personales, hasta lo que escribo en mí trabajo. ¿Se han topado con semejante híbrido compulsivo-perfeccionista-auto-critico-hasta-el-infinito? Supongo que sí, o al menos eso espero, porque sino tengo que irme rápido al psicólogo y no me agrada pensar que ando por la vida con un tornillo flojo o fuera de lugar. 


Lo saludable son 8 vasos de agua al día.

Por sí las dudas, me he tomado un vaso de agua, que he de decir que no me calmó la sed, así que ya me he tomado dos, y tengo sobre el escritorio otro más. Son 8 vasos de agua al día y yo solo he consumido 4 durante el día. 


Aunque lo que quería escribir es la entrada que tenía prevista para hoy lunes, he decidido expandir un poco la mente porque la verdad es que mí cerebro hoy no da para más nada, al menos hasta que descanse un poco, me de un baño, ect. Pero les voy a compartir el tema, tal vez haya alguna sugerencia para mañana que pueda añadir a mí entrada. 


El tema de la entrada va de hablar de los Peores Finales Literarios, al menos de las obras que yo he leído. Voy a hablar de esos finales que me dejaron con un sabor a traición y me hicieron desear encontrar al autor y guillotinarlo en una plaza publica, o entregarlo a la Santa Inquisición. Ya mañana les hablaré más de esos finales, y de los autores que he sentenciado a muerte (a veces más de una vez).


Por ahora lo que voy hacer es terminar de tomar mí vaso de agua y partir a mí casa. Quizás me entren deseos de escribir un poco y así termino el capitulo III de  Aenigma, o el grito silente. !!!!!Novelita mía que va adelantando muchísimo!!!!!


A los que ya estén terminando la jornada laboral, felicidades, a los que no, lo siento, y a los que ya están en su casa, disfruten.



Atentamente, La Autora.-